Restaurantes

Comer en Barcelona: bueno, bonito y barato

Barcelona es un templo culinario. Grandes restaurantes, grandes cocineros, imaginación a raudales, e inquietud por la innovación. Pero lo bueno suele ser caro, y en tiempos de crisis el viajero busca lugares con buena calidad-precio-servicio. Por eso, brindo y recomiendo tres lugares que reúnen precisamente eso, local agradable, servicio bueno y menú interesante a precio mucho más aún.

Languedoc Roussillon (Pau Claris, 77- Tel. 93 3010498). Una mezcla de estilos decorativos recibe al comensal, que al bajar tres escalones se encuentra en una amplia sala, en el piso superior hay más plazas, agradable, en cierto modo decadente, con toques de modernidad. Pero lo más interesante es su carta y de ella el menú a precio fijo (19.50€) que proponen. Varios primeros, varios segundos y varios postres. La propuesta iniciar incluia, a elegir, Gazapacho andaluz con costrones, mesclun de temporada con sardinillas, y carpaccio de tomate con virutas de parmesano. Entre los segundos, brocheta de pollo con con milhojas de calabacín, brandada de bacalao al estilo “Nimoise”, revueltos de huevos de Calaz con láminas de salmón. Yo me decidí por unas ostras francesas de Bouzigues nº2 de buen tamaño y excelente sabor, fresquísimas. Después un risotto con hongos y aceite de albahaca y de postre helado de vainilla con chocolate “trabajado”. Fallo en la carta de vinos. No había un solo vino español. Pero claro, ¿quien da de comer, bien, por ese precio?. Servicio muy atento y pendiente siempre.

La Botiga (Gandesa 10/esquina Avda. Diagonal 601) es otro establecimiento que ofrece una amplia carta con platos para todos los gustos a precios por debajo de los 10€. Alguno lo sobre pasa, pero es la excepción. Entorno luminoso, animado siempre, platos bien presentados con apuntes imaginativos y sobre todo bien cocinados. Pedí para el centro de la mesa unas alcachofas fritas (4.10€), muy ricas, timbal de ensalada rusa 4€, croquetas de jamón (3-30€), y de plato principal una merluza al horno muy rica con “olivada negra” (9€). Mis compañeros pidieron una lasaña verde (5,15€) y una brocheta de rape y langostinos con arroz (9,90€). Todo bien presentado, servido y a total satisfacción. También hay ottras Botigas en Joseph Tarradellas 155, Escudellers 223-29 y Rambla de Cataluña 27).

Y si estas propuestos todavía pesan mucho en el bolsillo también se puede comer a base de un excelente bocadillo de jamón (5,95€), con pan recién horneado, fantástico jamón de bellota, generosamente servido en virutas, en cualquier establecimiento de Andreu, que tiene sucursales en diversos puntos de la capital y alrededores. Yo suelo frecuentar el del centro comercial L’Illa de Diagonal, antes de entrar en la FNAC a comprar algún libro. Y me voy muy contento, la verdad.

Etiquetas:,