Nuestros lectores viajeros

Máximo Pradera en Londres

MP KARL

En la tumba de Karl Marx, Cementerio de Highgate

“Londres siempre ha sido una ciudad muy tolerante. En 1849, cuando Alemania y Francia pusieron precio a su cabeza, la única ciudad dispuesta a dar asilo a este “peligroso revolucionario” fue la capital británica.
El epitafio es la frase final del Manifiesto Comunista: “¡Trabajadores de todos los países, uníos!”

MP OYSTER

No sin mi Oyster

“La Oyster Card te permite viajar en metro y en autobús por un precio mucho más reducido que comprando billete a billete. Te sientes como un londinense, porque no tienes que hacer cola en las taquillas y vas de aquí para allá cual pececillo del Támesis. Eso sí, sólo compensa si haces un mínimo de 3 viajes al día.”

MP INDU

En un Mandir o templo hindú en el norte de Londres

“Era 3 de noviembre y los hindúes celebraban el Diwali o Año Nuevo Hindú. Para entrar al templo, hay que descalzarse, como en las mezquitas.
Dentro, había profusión de esvásticas, aunque sin connotaciones nazis.
En el hinduismo, la cruz gamada es un símbolo religioso que denota buena suerte.

MP PORTOBELLO

De compras en Portobello Road

“Además del conocidísimo mercadillo, en Portobello está el único Instituto Español de Londres, el “Vicente Cañada Blanch”, donde cursan estudios los hijos de nuestros emigrantes.

En él mo solo se puede estudiar castellamo: también gallego, porque el Instituto se fundó en los setenta, siendo Manuel Fraga embajador en Londres, que así lo impuso.

MP CHISW

En el Waterstones de Chiswick

“Las grandes librerías londinenses son socorridísimos oasis de paz en los que cobijarse tras horas y horas de patearse la ciudad. Además de libros maravillosos, hay confortables butacas donde sentarse a hojearlos y cafeterías en las que paladear el excelente té británico.”

MP BAÑO

Baño de señoras en Chiswick

“Mi mujer me invitó a entrar para que comprobara el variopinto contenido del “cestito de primeros auxilios”

Dentro había desde ibuprofeno a tiritas, pasando por champús, compresas y desodorantes íntimos. Las inglesas lo usan, pero nadie se lleva nada a su casa. ¿Cúanto duraría (lleno) un cestito similar en cualquier aseo de España?

Etiquetas:,